EL VIAJE SIEMPRE RECOMIENZA..


El viaje siempre recomienza, siempre ha de volver a empezar, como la existencia, y cada una de sus anotaciones es un prólogo; si el recorrido del mundo se transfiere a la escritura, éste se prolonga en el traslado de la realidad al papel -tomar apuntes, retocarlos, borrarlos parcialmente, reescribirlos, desplazarlos, variar su disposición. Montaje de las palabras y las imágenes, captadas desde la ventanilla del tren o cruzando una calle y doblando la esquina. Sólo con la muerte... cesa el status viagiatoris del hombre, su condición existencial de viajero. Viajar, pues, tiene que ver con la muerte... pero también es diferir la muerte, aplazar lo máximo posible la llegada, el encuentro con lo esencial, tal como el prefacio difiere la verdadera lectura, el momento del balance definitivo y del juicio. Viajar no para llegar sino por viajar, para llegar lo más tarde posible, para no llegar posiblemente nunca.
Claudio Magris

lunes, 25 de abril de 2016

IRENE GRUSS



Irene Gruss fotografiada por Mariela Cirer Lesta



Escribo. Creo que lo que diga además de esto es irrelevante.

Irene Gruss dejó la elección de los poemas a cargo nuestro, todo un honor para El Infinito Viajar, diciendo "Elíjanlos ustedes de mi blog Casta Diva, porque eso (las sensaciones físicas que describe más abajo) me pasa con cualquier poema que escriba". Por lo tanto preferimos subir los últimos poemas inéditos que hablan por sí mismos del cuerpo y la escritura. Por último la foto que elegimos, también a nuestro cargo: es la foto bellísima que le sacara Mariela Cirer Lesta en 2012.

Poemas


Vejez

¿Has empequeñecido porque fuiste poco
o ensanchado tu abdomen como Buda
a fuerza de creer saber más?
¿Desalmada o, sencillamente, renunciaste
a la forma?



Scherzo

No, ya casi no paso o miro ese ir y venir; cada tanto corroboro
el azul, pero lo que llamé inmensidad, amplitud,
un buen día volteó mi cuerpo hasta quedar
de rodillas.
Dolía y la corriente obligaba
no a rezar sino a hincarme
frente a ese ir y venir. Queridos míos,
no es bueno inclinarse ante el mar;
¿mi voluntad eligió vivir? Alcé como pude
el esqueleto y avancé hacia la arena ardiente.

El mar es sal.

* Jane Campion



Taller
(Sesión)

Miro a través de esa página de tinta
encolumnada. Miro a través de lo que está
lo que no dice,
lo que se dio por sentado pero ahí no está. Nado en ese lago de lodo como una anguila,
a la pesca de esa idea oscura en un agua nada
clara. Me retuerzo en la silla y busco y apenas toco
esa idea que se daba por sentado. Salta a la vista entonces, no sé cómo pero ahora llega y respira
en la superficie, después de ese ahogo, después
del salto. 



No hay el para qué

Late, corazón
de pájaro o persona,
no para volar ni caer, ni tener
o perder. No hay el para qué sino el cómo, y un sentido.

A Matilda



Creo que al momento de escribir intervienen mi cabeza, la mano y el diafragma. Cuando estoy inspirada o tengo ganas de escribir, siento un hormigueo en la mano; cierto calorcito que va desde la cabeza hasta la punta de los dedos. Esto no pasa cuando estoy frente a la computadora. El "contacto" al escribir a mano es importante. Cuando termino el poema, siento que "encaja" en el diafragma o en la boca del estómago, "ahí donde creo que está el alma" (esto es cita de un viejo poema); esto sucede también cuando se me ocurre alguna serie, y no para hasta que la termino.


Irene Gruss


Buenos Aires, Argentina, 1950. Libros: La mitad de la verdad contiene los libros La luz en la ventana, Ed. El escarabajo de oro, 1982; El mundo incompleto, Ed. Libros de Tierra Firme, 1987; La calma, Ed. Libros de Tierra Firme, 1991; Sobre el asma, edición propia, 1995; Solo de contralto, Ed. Galerna, 1998; En el brillo de uno en el vidrio de uno, Ed. La Bohemia, 2000; La dicha, Editorial bajo la luna, 2004, todos ellos, género poesía, junto con pocos "Poemas irresueltos", inéditos. La nouvelle Una letra familiar (2007) y la obra poética reunida, La mitad de la verdad (2008), también han sido publicadas por Editorial Bajo la luna. La antología Poetas argentinas (1940-1960), recopilación, selección y prólogo de la autora, guarda el sello de Ediciones del Dock, 2006. La Pared, Ed. Nudista, 2012; Música amable al fin, Ed. Mágicas Naranjas, 2012; Notas para una tanza, Ed. Gog y Magog, 2012; Entre la pena y la nada, Ediciones Del Dock, 2015.


Edito los blogs Casta Diva  y El mundo incompleto

2 comentarios:

  1. siempre es un gran aporte leer a Gruss

    ResponderEliminar
  2. Grandes poemas de Irene Gruss, un gusto siempre leerla. Abz Gus.

    ResponderEliminar